"Los mejores smartphones con cámara en la actualidad frente a frente: comparativa de fotos"

Los mejores smartphones con cámara en la actualidad frente a frente: comparativa de fotos

Foto: Wikipedia – Sony Ericsson Xperia neoLeer también: Europa menciona que Google abusa del dominio de AndroidLeer también: Demandan a Google por violar ley antimonopolio en Europa Ya os prevenimos a fines de 2015 que esta generación de smartphones nos había dejado los mejores terminales fotográficos de siempre en términos globales. Estábamos en espera de […]

SonyEricssonXperianeo.jpg

Foto: Wikipedia – Sony Ericsson Xperia neo

Ya os prevenimos a fines de 2015 que esta generación de smartphones nos había dejado los mejores terminales fotográficos de siempre en términos globales. Estábamos en espera de dos grandes lanzamientos como el del Lumia 950 y el Nexus 6p, cuando la completamos. Finalmente los pudimos juntar con lo mejor de la anterior comparativa para tener la foto completa de los mejores smartphones con cámara de la actualidad.

En esta nueva comparativa de smartphones fotográficos analizaremos las credenciales e imágenes que son capaces de tomar los que estimamos como mejores en la actualidad en ese campo en concreto. Aquí tenemos frente a frente al Lumia 950, el Nexus 6p, el Galaxy S6 Edge, el iPhone 6s Plus, el Xperia Z5 y el LG V10. ¿Quién va a ganar la pelea por ser el mejor smartphone con cámara esta vez?

Xperia es el nombre de la familia de teléfonos inteligentes y tabletas de la marca Sony .

EDGE es el acrónimo para Enhanced Data Rates for GSM Evolution .

Con la semejanza que hay ahora mismo en el mercado de smartphones y phablets de matiz alto, elegir un equipo no es una tarea sencilla exactamente. en caso de que tengas preferencia por un sistema operativo en concreto, se complica la decisión solo , en Android. En todo caso, la cámara de fotos continúa siendo una marca de los grandes smartphones y por eso elaboramos en Xataka nuestras comparativas de foto.

Dada la calidad que han bastado las cámaras de los mejores smartphones que comparamos aquí, tomar una determinación sobre cuál es el mejor es a día de hoy casi imposible. Va a depender en primer sitio de tus preferencias fotográficas, lo que busques en cada modelo y cómo asumas o te afrontes al suceso de obtener fotos con un teléfono móvil. Con esa idea clara ya podemos avanzar repasando los aspectos más técnicos de cada cámara que compararemos. Aquí os recordamos que el principal atributo que incluye en la potencial calidad final de una fotografía es la combinación de la medida del sensor y su resolución, junto con el procesado final.

Aquí es otro momento en que la pantalla secundaria nos da un rol relevante. Mientras grabamos vídeo, para hacer zoom esa parte lateral se convierte en una especie de rueda de zoom que nos deja un modo muy suave de aproximarnos a una escena mientras grabamos vídeo. Con una calidad final muy buena, esta es la cámara de vídeo que más posibilidades imaginativas nos brinda del mercado.

Si tenemos esto en cuenta, es fácil determinar que por tamaño del sensor y óptica, el Nexus 6p debería estar en lo más alto de la comparativa objetivamente, seguido quizás por el Xperia Z5. En el costado inverso tendríamos al iPhone 6s Plus, que tiene el sensor más pequeño. Pero no son solo datos lo que debe tener_en_cuenta y las pruebas nos remiten a ello.

Para la toma de las fotografías hemos tenido en cuenta, salvo que se indique lo contrario, los modos automáticos por defecto de cada aplicación de cámara nativa de los smartphones. En caso de que el formato sea 16:9 o 4:3, todos ellos tienen ajustadas las resoluciones al máximo que pueden brindar, independientemente de. Adicionalmente, todos los smartphones y phablets están actualizados a la variante más actual y oficial de su sistema operativo.

En algunas escenas recurrimos a un trípode con adaptador específico para smartphones, y en otras hemos elegido por el tiro a pulso para verificar desempeños de las cámara en situaciones más reales que afectan al consumidor. En todos los casos las condiciones de cada tiro son las mismas para todos los smartphones de la comparativa. El tiro se realiza varias veces con cada teléfono y para cada escena, en el mismo momento y eligiendo posteriormente la toma que quedó mejor.

Como las distancias o longitudes focales son distintas en muchas de las cámaras de estos smartphones, esto hace que en algunas de las series de la comparativa, tanto encuadre como recorte al 100% sean diferentes. Para enfocar y medir la exposición se toma en todas los disparos el mismo punto.

Dado el alto nivel de desempeño que nos hemos encontrado en los smartphones que comparamos en esta entrega, va a ser relevante que vayas apreciando otros aspectos de la fotografía móvil, desde interfaz a pequeñas ayudas para hacer fotografías más rápido.

Prácticamente no hay diferencias significativas en la rapidez de disparo o enfoque de los seis smartphones con cámara que probamos, y para estimar diferencias tiene que hilar bastante fino. El Galaxy S6 Edge, por ejemplo, aprovecha la tecnología de su memoria interna para recuperar más rápido que los demás la capacidad de realizar una nueva foto. Es literalmente instantáneo, como su enfoque. Lo mismo sucede con el Nexus 6p o el Lumia 950, pero ya os menciono que todos están a un nivel en que un consumidor no podría determinar el más rápido en este apartado.

Aunque Android ya permite en su última actualización la captura de imágenes en formato RAW, no todos los terminales se atreven con ello. Los valientes son exactamente los que mejor tratan al fotógrafo en la interfaz y opciones manuales. Hablo del LG V10 y el Lumia 950. En el primer caso podemos elegir entre tiro jpg o ambos . Con el Lumia podemos escoger las tres opciones , cuando elegimos guardar un archivo en RAW, estando ya sin ninguna desventaja a nivel de rapidez.

A nivel de internas, los avances fueron considerables. iPhone continúa con su idea de que la fotografía en smartphone, al menos con su aplicación oficial, ha de ser principalmente apuntar y disparar. La misma idea de simplicidad máxima pero llevada al extremo negativo la encontramos en el Nexus 6p. Samsung es la que se queda a medio sendero, con una entrada rápida a diferentes maneras, entre los que se encuentra uno llamado Pro con algunos controles manuales.

En el costado más optimista y completo tenemos al trío conformado por el Xperia Z5, el Lumia 950 y el LG V10. El modelo de Sony mejoró bastante la interfaz para tener a un solo toque las diferentes maneras de disparo, ya sea el automático superior o el manual. Los demás controles para configuración quedan todavía un poco ocultos en cartas y los controles manuales no son demasiados ni accesibles directamente en la pantalla en esa manera manual.

La pantalla principal mantiene la tecnología y calidad de los paneles IPS que LG ya montó en anteriores modelos G. Su resolución QHD le da una densidad por encima de 500 ppp que hace que todo sea increíblemente nítido. Es también un panel luminoso que se deja ver bien en exteriores, no tiene excesivos reflejos, ángulos de visión completos, buena reproducción de color y en el que el brillo automático funciona correctamente. Aquí no hay diferencia de luz máxima en manera manual o automática.

El Lumia 950 nos parece que da un equilibrio bueno entre control y simplicidad. Moverse por los menús es muy rápido, es cierto que hay menos opciones que en otros sistemas operativos, pero la barra superior para activar los controles manuales nos gusta mucho en combinación con la rueda de control que surge en cada caso junto con el botón de disparo virtual.

Por último tenemos la interfaz del LG V10, la más completa no solo por el uso de la segunda pantalla para acceder a modos de disparo sino por la cantidad de controles manuales, la sencillez para configurarlos y toda la información que dispone el fotógrafo en su pantalla, desde datos individuales de parámetros hasta un histograma en tiempo real.

Para quienes se toman más en serio la fotografía en smartphone, el botón de disparo físico y único se mantiene en el Lumia 950 y el Xperia Z5, y se agradece en muchas situaciones. Esos detalles, junto con los del doble clic del botón de principio del Galaxy S6 Edge son pequeños añadidos que agregan del costado de estos terminales para quien busca afinar la experiencia fotográfica con ellos.

A nivel técnico hay una gran semejanza entre todos los terminales, tal vez con más diferencias a nivel software, como hemos observado hasta aquí. Pero, Cuando nos ponemos a sacar fotos, ¿qué sucede con todos los smartphones de la comparativa? Según prefieras un aspecto de la fotografía predominante, en las escenas con buena iluminación los detalles que marcan diferencia son mínimos hasta el punto de que sobre otro, allí podría estar tu elección del mejor smartphone fotográfico.

En esta escena el conducta general de los seis terminales es muy parecido. A nivel de detalle, definición y enfoque van a la par pero con tonos. El Xperia Z5 es el que introduce más ruido pero recompensa con un buen detalle. En ese aspecto los que mejor consiguen definición en la escena general son el Galaxy S6 Edge y el Lumia 950, con el LG V10 e iPhone haciendo más plana la escena tanto en el global como en el pétalo que quisimos recortar al 100% para revisar detenidamente.

Con respecto al color más leal a la realidad y la mejor profundidad, para nosotros la consigue el Lumia 950 continuado del Nexus 6P, Xperia Z5 y el Galaxy S6 Edge. En el costado inverso se colocan el iPhone y el modelo de LG, que comprimen las diferentes tonalidades y detalles del color rosa que prevalece en la escena.

En esta escena, en un día nublado y con un cielo completamente plano, nos dejamos en los detalles y luz que es capaz de brindarnos cada smartphone en una área concreta de un tronco y las ramas laterales. Es el recorte al 100% que hemos superpuesto en cada escena.

El primer detalle que estimamos en que tanto Xperia Z5 por el ruido introducido como el iPhone por el poco detalle, quedan atrás en la comparativa. En el extremo inverso, con bastante contención del ruido y conservación de detalles y definición están el resto, bastante equiparados, pero tal vez con el LG V10 y Galaxy S6 Edge un poco por encima de los demás. Y sobre ellos, el Lumia 950, demostrando una vez más que con control y procesado correcto, una medida de considerable sensor se nota. Es de hecho es único que consigue sacar algo de detalle y diferenciación a un cielo blanco y plano en las demás fotografías.

Nota del autor. Por un error en la extracción de imágenes del terminal tras la prueba, en esta escena solo pudimos recuperar la versión de 8 MP del Lumia 950, de ahí el recorte más pequeño pero donde se puede apreciar perfectamente lo que buscábamos comparar.

Las diferencias entre terminales comienzan a ser significativas en las escenas donde la luz no está tan controlada ni abunda. A continuación dos situaciones nocturnas diferentes: una de interior sin apenas luz directa y otra de exteriores con varios puntos intensos de luz.

En la primera escena nos centraremos en las probable o no lectura del titulo de un libro , además del correcto balance de blancos. De lo segundo quien mejor afina con la realidad es el Samsung, Xperia y LG V10, que le dan la calidez de la luz necesaria. Tanto iPhone como Nexus descienden la temperatura, así como el Lumia 950, que recoge mucha luz pero es el más apartado en el balance de blancos de la escena.

Pese a que permiten la lectura más, se quedan fuera del podium, en caso de que nos centremos ahora en la disminución de ruido y el detalle que se mantiene, Xperia, Nexus y Galaxy S6 Edge o menos clara del texto. Pero otros lo hacen mucho mejor. Tenemos por ejemplo al iPhone o al Lumia 950 con un texto bien claro. Pero por su desacierto con el balance de blancos, aquí creemos que el ganador sería el LG V10 por el grupo de la foto.

A continuación tenemos la segunda escena nocturna, con varios puntos de luz, tanto externos como interiores, lo que supone un duro empleo para que el smartphone determine la mejor exposición y disminución de ruido.

En esta situación, el Lumia 950 y su gran sensor da un golpe sobre la mesa y nos brinda en global la mejor escena por exposición recompensada y balance de blancos.

IPhone y Galaxy S6 Edge son otros dos que controlan mejor que el resto las diferentes intensidades de luz de la escena, pero el primero peca de subexposición y el segundo de una ligera sobreexposición. También cumple bien el LG V10, con alguna área sobreexpuesta pero con un buen nivel de detalle mantenido en el cartel y ramas de los árboles.