"¡No ha aguantado más!: María Del Mar no ha podido contener las lágrimas"

¡No ha aguantado más!: María Del Mar no ha podido contener las lágrimas

La adolescente conyuge del actor Matías Alé ha salido a hacer frente a las demandas de quienes mencionaban ser sus amigos. Dolida, frente a la situación de ser acusada de haberle sido infiel a su conyuge, ella respondió a todo. “¿Si María del Mar le ha sido infiel a Matías Alé? En la habitación no […]

La adolescente conyuge del actor Matías Alé ha salido a hacer frente a las demandas de quienes mencionaban ser sus amigos. Dolida, frente a la situación de ser acusada de haberle sido infiel a su conyuge, ella respondió a todo.

“¿Si María del Mar le ha sido infiel a Matías Alé? En la habitación no he estado, pero sí, ha pasado. El cap ha pasado. Al siguiente día, ella se ha comunicado con Andrés Rey y le mencionó que ‘cualquier cosa si mi madre te interroga si yo he dormido con vos, mencionale que sí porque no me ha creído’”, ha contado la morena, y añadió que el hombre con el que habría estado la modelo y promotora se llama Santiago. Ha señalado: “Es un chico hermoso, simpático“.Todo habría empezado durante el mes en que María Del Mar ha estado físicamente de Matías Alé y ella mencionó “estar separada” de él. Según su amiga -ahora enemiga- May y algunos amigos allegados a la pareja, habrían salido todos a bailar a un reconocido boliche de Villa Carlos Paz y al finalizar la noche, ella pidió a su amigo que “la deje sola en el estacionamiento”.

María Del Mar está en dificultades. Luego de que el chisme trascendiese en los medios de que habría pasado la noche con otro hombre en el mes en que ha estado de Matías, ella puso los tacos de punta y le contestó a cada uno de sus acusadores: su ex amiga May y su ex “novio” Santiago Penner.

Asimismo Santiago Penner, el modelo y futbolista que vinculan con la cordobesa, quebró el silencio en Infama y ha asegurado que son amigos, y que la ha contenido “en el peor momento de su vida”.

Lo cierto es que María, con sus 24 años, sabe frenar a quienes se quieren colgar de la fama de su pareja.