"George Clooney, el «obsceno» cobrador de millones para Hillary Clinton"

George Clooney, el «obsceno» cobrador de millones para Hillary Clinton

Foto: Wikipedia – NBC Studios entrance 2Leer también: Julianne Moore, Amy Schumer y Susan Sarandon, votos famososLeer también: Y el bebé que esperan Adam Levine y Behati Prinsloo es… Nunca faltan en los mítines de Bernie Sanders, lo aspirante de corte socialista en las primarias del partido demócrata de EE.UU. las alusiones a la «revolución […]

NBCStudiosentrance2.jpg

Foto: Wikipedia – NBC Studios entrance 2

Nunca faltan en los mítines de Bernie Sanders, lo aspirante de corte socialista en las primarias del partido demócrata de EE.UU. las alusiones a la «revolución política» que está suponiendo la financiación de su campaña: no hay dinero de las Super PAC ni de Wall Street. Sanders está batiendo los récords de donaciones ciudadanas, con más de seis millones. Lo aspirante a sus seguidores en cada mitin grita: «¿Cuál es la contribución media a mi campaña?». La masa alborozada contesta: «¡27 dólares!».

La mayor novedad ha llegado en un intercambio sobre política exterior, en el que Sanders, que es judío, defendió que los ataques de Israel en contra de Gaza hace dos años fueron “desproporcionados” y apretó a Clinton para que mencionara si ella estaba de acuerdo.

Bernard “Bernie” Sanders es un político estadounidense, senador junior de los Estados Unidos por el estado de Vermont y precandidato del Partido Demócrata para las elecciones presidenciales de 2016 en mencionado nación.

Hillary Clinton, su contendiente y favorita para llevarse la nominación del partido demócrata, no puede mencionar lo mismo. Ella tiró de Super PAC y del dinero de los multimillonarios. A veces, con la ayuda de los miembros más enfatizados de la gauche divine estadounidense. Es el caso deGeorge Clooney, que se ha quedado con sentimiento de culpa, que compagina estancias en el lago Como y cenas en Cipriani’s con su compromiso con las razones de la izquierda. El actor y su mujer, la abogada Amal Alamuddin, planearon dos actos benéficos en su casa de Beverly Hills que han recaudado 15 millones de dólares para Hillary Clinton.

Clinton también ha atacado en el tema de control de armas, donde el senador defiende que no hay que castigar a los fabricantes o comerciantes de armas, una fisura que la ex secretaria de Estado aprovecha para colocarle contra su electorado.

Ha sido un chaparrón de millones para la favorita demócrata, que ha dado un respiro a sus visitas a iglesias y colegios públicos de barrios indigentes de Nueva York para codearse con la gente linda de Hollywood. Por la mansión de los Clooney han pasado, entre otros, Jane Fonda, Anna Wintour y Ellen DeGeneres. Las contribuciones estaban muy lejos de los 27 dólares que fanfarronea la campaña de Sanders: el ingreso a los eventos costaba 33.400 dólares y tener el honor de ser el copresidente del acto salía por 353.000 dólares.

Son ese tipo de cantidades de dinero las que han llevado a Sanders a pregonar que las elecciones en EE.UU. están adquiridas por los multimillonarios y las compañías, que eso no es democracia y que el nación va «sendero de la oligarquía». Si recaudar ese tipo de totalidades era algo obsceno, en una entrevista en el programa «Meet the Press», de la NBC, le interrogaron. No ha dudado en reconocerlo: «Sí, creo que son cantidades de dinero obscenas», y ha asegurado que el centenar de personas que ha protestado por la celebración del evento tenían causas para ello .

La National Broadcasting Company, Incorporated es una cadena de televisión —y anteriormente, también de radio— comercial, de origen estadounidense, con sede en el Edificio GE en el Rockefeller Center de la ciudad de Nueva York, poseyendo asimismo otras oficinas principales en Los Ángeles y en Chicago.

«Cuando habla sobre este asunto, la campaña de Sanders tiene toda la causa. No tiene sentido que haya este tipo de dinero en la política. Estoy, de acuerdo por completo», mencionó el actor. Luego ha justificado este tipo de iniciativas en la necesidad de cambios políticos en Washington. Ha asegurado que la mayoría del dinero recaudado para Clinton va a ir en realidad a campañas para aspirantes demócratas al Congreso que ayuden a recobrar la mayoría en ambas cámaras y lograr, entre otras cosas, que se incorpore un magistrado al Tribunal Supremo que reforme la financiación electoral.

«Al menos es honesto para mencionar que hay algo que está mal», ha reaccionado Sanders en otro programa televisivo, «State of the Union», de CNN. Interrogado sobre lo aspirante respondió, si Clooney estaba respaldando al caballo equivocado: «Yo creo que sí».