"Miss Honduras 2014: La confesión de Teresa Muñoz, madre de hermanas Alvarado"

Miss Honduras 2014: La confesión de Teresa Muñoz, madre de hermanas Alvarado

Te compartimos la confesión que Teresa Muñoz, madre de las hermanas Alvarado, hizo en relación con el pasado de Sofía Trinidad y María José, Miss Honduras 2014.

Plutarco Ruiz María José y Sifía Trinidad Alvarado
Una vida llena de imprudencias llevó a una tragedia para Sofía Trinidad, según palabras de su madre. (Foto: Twitter)

A pesar de la enorme tristeza por la que Teresa Muñoz ha vivido en la última semana, decidió dar una entrevista a un medio local. En ella confesó el pasado de Sofía Trinidad, que llevó a su muerte y también a la de su hermana María José Alvarado, Miss Honduras 2014.

La entrevista fue dada al periódico hondureño El Heraldo, en ella narra con tristeza como la vida de rebeldía e imprudencias de una de sus hijas, las llevó a la muerte. “Yo quisiera que ella hubiera escuchado mi consejo. Mis hijas estarían vivas y no tendríamos miedo de nuestras vidas. Todo el mundo que la quería le advirtió que esto terminaría mal”, fueron las palabras de Teresa en relación con Sofía Trinidad.

Según la madre de las hermanas Alvarado, ella le advirtió a su hija varias veces que Plutarco estaba metido en el narcotráfico y que hace un tiempo habían asesinado a sus familiares por la misma situación. Sofía había tomado la decisión de dejarlo, pero la presión y las amenazas por parte del hombre le hicieron difícil la situación.

“El día antes de la fiesta, cuando estaba haciendo el pastel aquí en la casa le preocupaba que no le gustara. María José le dijo que si él realmente la amaba como le dijo, le gustaría el pastel, como fuera”, agregó Teresa.

Miss Honduras llegó a la fiesta alrededor de las 9:00 PM y los problemas empezaron. Sofía y Plutarco discutieron por un ataque de celos  de él. Debido al exceso de alcohol,  el enojo aumentó, por lo que los invitados quisieron retirarse del evento.

En el momento en el que Sofía le dijo a su novio que se iría, este se enojó más, empezó a subir el tono de voz y le disparó. Todos los invitados corrieron fuera del lugar, menos María José que se quedó llorando junto  al cuerpo de su hermana, por lo que Plutarco no dudó en matarla a ella también.