"Nene baleado: ‘No puedo creer que me pase a mí. No quiero fallecer’"

Nene baleado: ‘No puedo creer que me pase a mí. No quiero fallecer’

Foto: Wikipedia – Calle Rocha 1Leer también: Al menos un muerto y 7 heridos por tiroteos en ChicagoLeer también: Retiran cargos a convicto por homicidio tras pasar más de 20 años en la prisión Testigos y vecinos se han mostrado conmocionados el viernes por la mañana luego que un nene de 12 años fue entrado […]

CalleRocha1.jpg

Foto: Wikipedia – Calle Rocha 1

Testigos y vecinos se han mostrado conmocionados el viernes por la mañana luego que un nene de 12 años fue entrado en el hospital en estado crítico tras ser baleado por un gatillero desde una camioneta, mientras jugaba con otros nenes en el barrio de Gage Park.

El jovencito —de raíces latinoamericanas según mencionaron vecinos— fue baleado mientras jugaba con otros tres nenes aproximadamente a las 9 p.m. en la cuadra 3000 W. 54th St. cerca de Albany Ave. al costado de la vivienda de uno de los nenes del grupo.

El nene ha resultado herido alrededor de 9 p.m. cerca del hogar de su papá en la cuadra 3000 W. 54th St. y fue reportado en condición crítica en el Mount Sinai Hospital, según la Policía.

Según la Policía, una persona quien conducía una camioneta rojiza ha abierto fuego en contra del grupo.

Un nene de 12 años que se encontraba jugando con amigos afuera de su hogar, en el vecindario de Gage Park, ha recibido un impacto de bala en el tronco, una persona armada ha abierto fuego desde una camioneta rojiza, comunicó la Policía.

Mayela Roche, madre de uno de los nenes quienes han sido testigos, ha relatado que el gatillero ha hecho señas de bandas a los cuatro nenes y que, al no obtener una contestación, ha disparado desde una camioneta de la marca Nissan y se dio al escape.

El hermano —de 16 años— de uno de los menores que jugaban con la víctima, ha salido a observar qué sucedía al escuchar, desde el interior de su hogar, dos tiros, según ha contado.

“En caso de que mi hermano estuviese bien, he salido a la calle rápidamente para observar y he descubierto que su amigo había sido baleado y no sabía qué hacer”, ha expresado lo joven e informó que apretó las lesiones de la adolescente víctima para impedir que se desangrase.

“ tenía mucho dolor. Se quedaba dormido. “Por favor, ayúdame, no quiero fallecer’, mencionaba Me. Mencionaba, ‘no puedo creer que esto me pasa a mí’ y luego, ha dejado hablar”, ha recordado lo joven, y ha expresado que su hermano de 13 años y el jovencito baleado siempre juegan en la calle con otros dos nenes, y mencionó que conoce al nene herido desde hace dos años.

Rocha es una ciudad uruguaya, capital del departamento homónimo, colocada en las márgenes del arroyo de Rocha.

Rocha, de 45 años, y Cuando sucedió la tiroteo Elizabeth Loza, elizabeth Loza, de 23 iban sendero al empleo , de 23 es su hija mayor. y tras los sucesos, han regresado a hogar inmediatamente, ha expresado Loza.

“Esto es frecuente en el barrio pero nunca había sucedido en esta cuadra”, dijo Loza y añadió que creen que “quienes iban en la camioneta eran pandilleros”.

Adicionalmente, Loza agregó que, desde el automóvil han hecho señas de bandas a los nenes. “Figurarse que no han sabido cómo contestarles y por eso han disparado”.

‘No le dispares, es un nene’

“Otro de los amigos de mi hermano me mencionó que había una muchacha en el vehículo que mencionaba ‘no le dispares, es un nene’, pero a él no le ha importado y le ha disparado”, agregó Loza.

La mujer describió al pequeño —quien herido de gravedad, quien fue trasladado al Mount Sinai Hospital en estado crítico y donde fue estabilizado—  como un niño bueno “e incluso más calmado y serio que los demás del grupo”.

Rocha ha contado: “Vamos a ir esta tarde al hospital con los nenes a visitarlo”.

El amigo de la víctima y hijo de Loza, de 13 años, no ha podido dormir durante la noche a causa de la desagradable vivencia.

“Mi hijo no ha podido dormirse hasta las 5 a.m. ni yo tampoco”, ha expresado Rocha quien mencionó estar triste por lo sucedido.

Rocha quien agregó que ahora siente más terror que nunca. aseguró: “Esto le podría haber pasado a mi hijo”.

“Queríamos mudarnos de aquí y ahora mucho más porque la violencia es horrible. La Policía casi no vigila esta área”, terminó.

Chrystal Ouna, quien vive a dos hogares de Rocha, ha contado que al escuchar dos tiros, ha salido de su hogar.

“Observé al pequeño tendido en el piso”, ha relatado Ouna. “Los nenes siempre juegan aquí, son muy buenos nenes y no están relacionados con bandas”, caracterizó Ouna, de 22 años y quien vive en Gage Park desde hace 12, y agregó que los cuatro pequeños acuden a la escuela esencial Sidney Sawyer, 5247 S Spaulding Ave, Chicago.

Otra vecina que vive en la calle de detrás de donde ocurrió el tiroteo, ha expresado que le asusta salir a pasear a su can a causa de la presencia de bandas en las esquinas.

Tina Soto, de 35 años, desde hace más de 10 años. ha expresado: “Nunca nos pasó nada pero hace un mes aproximadamente han baleado a una persona”.

Soto mencionó: “Yo prefiero saludar a los pandilleros y decirles buenas tardes o buenas noches para intentar que haya un poco de respeto y, en la medida de lo posible, evitar problemas”.

Durante la tarde de este viernes la Policía indicó que investiga los hechos y que no hay ningún arrestado.

Según Chicago Tribune, el tiroteo sucedió a aproximadamente una milla de distancia de donde una jovencita de 15 años fue baleada en el hombro hace tres días, cuando estaba detenida en la vereda de la cuadra 5100 S. Homan Ave.

Otro suceso violento sucedió a unas cinco cuadras. Una familia mexicana de seis miembros fue  asesinada en su residencia en el mismo barrio, Gage Park, en la cuadra 5700 S. California Ave. a principios de este mes.

Chicago vive un principio de año violento con al menos 400 personas baleadas y 75 fatalidades. Al menos 25 víctimas de esos tiroteos tienen 16 años o menos.